Inquilino del banco. Abogados expertos en Alquileres

Las grandes empresas en general y los bancos en particular no suelen ser buenos compañeros de viaje. Las macroestructuras de estas empresas y la inevitable deshumanización que ello conlleva hacen que muchas veces suframos las incomodidades de no saber muy bien quién nos está alquilando la vivienda. Asunto que para nosotros puede ser muy importante, pero no así para el banco, fondo de inversión, compañía de seguros, etc. En este artículo trataremos el caso, cada vez más habitual, de un inquilino del banco que, tras la dación en pago a la entidad financiera de su vivienda, firmó un contrato de alquiler con el propio banco.

Hasta aquí todo correcto. Sin embargo, los problemas comenzaron cuando el banco, vigente el contrato de alquiler, vendió la vivienda en cuestión a un fondo de inversión. Y a partir de aquí comenzó el baile de ventas y cesiones de derechos de alquiler de una empresa a otra; todas ellas muy difíciles de contactar salvo para pagar la renta mensual.  Hasta el punto de que el inquilino del banco desconocía a ciencia cierta quién era su arrendador e incluso a quién y en qué cuenta debía pagar la renta arrendaticia mensual.

Sucesivas empresas fueron adquiriendo los derechos arrendaticios de cobro de la renta.

Así, el inquilino del banco recibía cada cierto tiempo una llamada de una nueva empresa que le informaba que había adquirido los derechos de gestión del alquiler. Resulta curioso que estas comunicaciones se hacían siempre telefónicamente sin que el inquilino del banco recibiera ninguna documentación.

Pasando por alto alguna que otra coacción para que abandonaran la vivienda -porque así le interesara a la empresa o fondo de inversión de turno que en cada momento tuviera los derechos arrendaticios sobre la vivienda- fueron pasando los meses. Huelga decir que el inquilino del banco pagaba religiosamente todas las mensualidades. 

llamanos. Inquilino del banco. Abogados expertos en contrato de alquiler Abogados Alicante

El fondo de inversión presentó demanda de desahucio contra el inquilino del banco.

Sorpresivamente, hace unos meses el inquilino del banco recibió una demanda de desahucio que presentó un fondo de inversión en un juzgado de Alicante. Lo que le faltaba. El demandado, un chico joven que bastante tenía con salir adelante como buenamente podía, acudió a nuestro despacho desesperado.

Y el caso es que el fondo de inversión solicitaba el desahucio por un supuesto impago de rentas, pese a que, como ya hemos dicho, el inquilino del banco había pagado todas y cada una de las rentas mensuales de alquiler. ¿Cómo es posible? ¿Dónde estaba el problema? Pues muy sencillo. Tras tantas ventas y cesiones por parte de bancos, fondos de inversión y empresas de recobro, la demandante ya no sabía en qué cuenta le ingresaban la renta.

Puede parecer gracioso, si bien al inquilino del banco que recibió la demanda no le hacía ninguna gracia tener que contratar un abogado y procurador para evitar ser desahuciado de su vivienda.

Con estos mimbres, contestamos a la demanda oponiéndonos al desahucio y acreditando cada una de las mensualidades que se reclamaban en la demanda iniciadora del procedimiento. Lo más complicado del asunto no fue demostrar los pagos de la renta mensual -los cuales fueron fácilmente acreditables al haber sido realizados mediante transferencia bancaria- sino demostrar que la empresa a la que nuestro cliente le ingresaba las rentas mensuales pertenecía al mismo grupo empresarial que el que demandaba. Y eso fue lo que hicimos en la fase probatoria del juicio celebrado en los Juzgados de Alicante.

El Juzgado de Primera Instancia de Alicante desestimó la demanda y condenó en costas al fondo de inversión.

Afortunadamente, tras la vista de juicio la jueza de primera instancia de Alicante dio la razón al inquilino, desestimando la demanda y condenando al fondo de inversión al pago de las costas procesales. En primer lugar, declaró la falta de legitimación activa del fondo de inversión por no haber inscrito el contrato de alquiler en el Registro de la propiedad. Y en segundo lugar, declaró que, efectivamente, el inquilino había pagado todas las rentas arrendaticias devengadas. Y así se publicó en medios de comunicación, tal y como puedes leer en nuestra Sala de Prensa.

La regulación del contrato de alquiler y su relación con otros negocios jurídicos, como puede ser la venta del inmueble o la cesión de los derechos arrendaticios, requieren de abogados expertos en alquileres y derecho inmobiliario. Podemos ayudarte a defender tus derechos con relación al periodo mínimo de duración de alquiler o cualquier otro aspecto de tu arrendamiento.

Si tiene dudas sobre su alquiler, llámenos (966.08.64.52 / 966.37.77.93), envíenos un correo electrónico (info@canizaresabogados.es) o déjenos aquí sus datos y contactaremos con usted.

Noemi Castillo. Letrada.

Facebook: Cañizares Abogados Alicante.

Twitter: @CanizaresAbog

LinkedIn: Cañizares Abogados

T 966.37.77.93 – 966.08.64.52 / info@canizaresabogados.es

Avda. Aguilera 38 – 4ª planta. 03006 – Alicante. www.canizaresabogados.es

Comments are closed.