El Tribunal Supremo declara nulas las cláusulas suelo.

clausula_suelo_

El Tribunal Supremo ha publicado por fin la sentencia que declara nulas las Cláusulas Suelo que habían sido sometidas al criterio del Tribunal, estimando parcialmente el recurso de casación interpuesto por una Asociación de Usuarios contra sentencia de la Audiencia Provincial de Sevilla.

En casos como los estudiados en los que los bancos (BBVA, entre otros) no habían informado debidamente a sus clientes de los efectos de la cláusula suelo que llevaba su hipoteca -oculta en el farragoso texto de su hipoteca– el Tribunal Supremo declara su nulidad, obligando a los bancos a eliminarlas.

Para las futuras hipotecas, garantiza que el consumidor deberá ser informado sobre los efectos de la cláusula suelo e incluso se le ofrecerán comparativas para que pueda tomar su decisión libremente.

Para las hipotecas ya existentes, abre una enorme puerta a su nulidad, que deberá ser solicitada por el cliente a su Banco y, de no obtener respuesta, presentar la oportuna demanda ante los Tribunales.

Entendemos que se trata de una sentencia que a falta de ser estudiada detenidamente en sus 140 folios, recoge ampliamente la necesidad de imponer al banco la obligación de informar a sus clientes de qué es una cláusula suelo y la nulidad de aquellas que se hayan firmado sin un conocimiento real por parte del consumidor que las firmaba.

En realidad, el objetivo no era la cláusula suelo como elemento intrínsecamente válido si es pactado libremente por ambos contratantes; el objetivo era sancionar a los bancos si, abusando de su posición de privilegio y malas artes, habían engañado u omitido información a sus clientes. El objetivo era la trampa y la ocultación de información.

Finalmente, si bien es verdad que insiste en declarar como bien pagadas las cantidades abonadas hasta la fecha (algo de difícil encaje jurídico en lo que es la nulidad en nuestro ordenamiento jurídico), no es menos cierto que creemos que se trata de un mal menor por cuanto la mayoría de las cláusulas suelo son relativamente jóvenes y el EURIBOR bajó sustancialmente hace no mucho tiempo. Por decirlo de alguna forma, lo peor estaba por llegar con los años.

Con estos mimbres, entendemos que el Tribunal Supremo, ha dado una respuesta acorde con los tiempos que corren, si bien es cierto que no ha perdido de vista el interés de los bancos como fundamento del sistema financiero.

Por quedarnos con lo positivo, reiteramos que las cláusulas suelo ya firmadas pueden ser objeto de nulidad tras un detallado estudio por profesionales. Habrá pues que atender a cada caso concreto para valorar el éxito de una demanda ante los Tribunales.

 

Alberto Cañizares.

Cañizares Abogados.

Comments are closed.