Cláusulas suelo. La nueva Sentencia del Tribunal Supremo de 25 de marzo de 2015.

clausula_suelo_25.04.15

La reciente publicación de la sentencia nº 139/2015 del pleno del Tribunal Supremo, relativa a las cláusulas suelo, ha dado un paso más en la clarificación  de la situación de los miles de hipotecados en nuestro país.

 Si bien dicha sentencia no parece ser la última palabra en este tema, y a buen seguro el Tribunal de Justicia de la Unión europea se pronunciara sobre la misma, lo cierto es que deja bastante claras varias cosas; a saber:

abogado clausula suelo alicante devolucion total

¿Son nulas las cláusulas suelo?

 En la práctica, Sí. Siempre y cuando se cumplan estos requisitos:

1.- La fecha de la escritura de hipoteca sea anterior al mes de mayo de 2013.

2.- El hipotecado sea consumidor y usuario; es decir, no solicite el préstamo para su actividad profesional. El caso típico en el que la cláusula suelo se declara nula es la compra de una vivienda para destinarla a residencia (no a negocio).

O dicho de otra forma, si el préstamo se solicitó por una persona para comprar una vivienda (independientemente de que posteriormente viviera en la misma, la alquilara o lo que fuere) sin ánimo de poner un negocio en la misma (no incorporar el inmueble a su actividad económica) las posibilidades de que la cláusula suelo se declare nula por abusiva son realmente muy altas… por no decir, todas.

Las razones por las que la cláusula suelo se eliminará residen, como ya hemos expuestos en otros muchos artículos publicados en este  blog, en la falta de transparencia; es decir, su banco nunca la informó sobre las consecuencias de la cláusula suelo que contenía su hipoteca.

 ¿Es importante el que se firmara Oferta Vinculante antes de firmar el préstamo para que se declare nula la cláusula suelo?

No, no tiene una incidencia real. El hecho de que  se firmara una Oferta Vinculante en la que se incluyera una cláusula suelo n impide en absoluto que se declare la nulidad de la misma.

¿Es legal la cláusula suelo porque así la leyó el notario?

Este curioso argumento, muy utilizado por los abogados de las entidades financieras, tampoco tiene incidencia real y la cláusula suelo seguirá siendo nula si se cumplen los requisitos anteriormente mencionados.

Sentado lo anterior, procede entrar ahora en las consecuencias de la nulidad de la cláusula suelo con relación a las cantidades pagadas por el sufrido hipotecado.

Y es aquí donde la nueva sentencia del Tribunal Supremo, con argumentos más que discutibles -que resultan desarmados por el voto particular que formula el Magistrado Don Francisco Javier Orduña Moreno y al que se adhiere el Magistrado Don Xavier O’ Callaghan Muñoz (casi nada…)- pretende poner fin a la discusión; y lo hace de la siguiente forma:

Se fija como doctrina: “Que cuando en aplicación de la doctrina fijada en la sentencia de Pleno de 9 de mayo de 2013, ratificada por la de 16 de julio de 2014, Rc. 1217/2013 y la de 24 de marzo de 2015, Rc. 1765/2013 se declare abusiva y, por ende, nula la denominada cláusula suelo inserta en un contrato de préstamo con tipo de interés variable, procederá la restitución al prestatario de los intereses que hubiese pagado en aplicación de dicha cláusula a partir de la fecha de publicación de la sentencia de 9 de mayo de 2013“.

Es decir, que una vez declarada la nulidad de la cláusula suelo en cuestión, el banco habrá de devolver todas las cantidades pagadas de más desde mayo de 2013 hasta la actualidad con sus correspondientes intereses, claro está.

Y aquí es donde podemos ver el vaso medio lleno o medio vacío. Si bien puede parecer una mala noticia (no se devolverán las cantidades anteriores a mayo de 2013) en el fondo no lo es –o por lo menos no del todo- ya que, lo que viene a dejar fuera de toda duda el Tribunal Supremo es que las cantidades posteriores a mayo de 2013 se devuelven sí o sí con intereses… y hay que tener en cuenta que estos meses incluyen los mínimos históricos del Euribor, es decir, son los meses en los que más dinero nos han costado las cláusulas suelo.

 Y lo anterior tiene una consecuencia procesal de gran importancia; a saber… dado que ahora sabemos a qué atenernos con más precisión –insisto, sin entrar a valorar nuestra conformidad con los argumentos del Tribunal Supremo- las posibilidades de que nuestra demanda se gane con condena en costas al banco demandado aumentan en gran medida, de forma que se suma un nuevo beneficio a la posible demanda contra el banco: la condena en costas que en todo caso abarataría –o incluso anularía- los costes de letrado y procurador. Es decir, reclamar la eliminación de la cláusula suelo puede salir a coste cero.

Tiempo habrá para opinar sobre los argumentos de la nueva sentencia del Tribunal Supremo, para analizar el voto particular existente en la misma y para apelar al Tribunal de Justicia de la Unión Europea… pero eso ya es materia de otro artículo.

Finalmente, reiteramos los sencillos pasos (aquí te lo explicamos) necesarios para conseguir eliminar la cláusula suelo y obtener la devolución de las cantidades indebidamente cobradas desde mayo de 2013, remitiéndote siempre y en todo caso a abogados especialistas en cláusula suelo en Alicante (aquí puedes ver nuestra web), ya que se trata de una materia específica que requiere de conocimientos y experiencia en el derecho mercantil.

  Alberto Cañizares.

Dpto. Derecho Bancario en CAÑIZARES ABOGADOS.

Comments are closed.